BPSC

Buenas prácticas para superar el conflicto. Ejemplos concretos de como sí es posible salir del callejón

Buenas Prácticas para Superar el Conflicto

Las experiencias, iniciativas y proyectos que se encuentran registradas en este Banco responden a distintas visiones políticas sobre el conflicto y sus alternativas de solución. Confiamos en el buen juicio del lector para sopesar estas particulares visiones.
Todas las iniciativas aquí inscritas son alternativas válidas para la superación del conflicto y pueden ser difundidas libremente siempre y cuando se cite la fuente: Banco de Buenas Prácticas para Superar el Conflicto - Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo - Colombia.


Modelo de Convivencia Escolar
Temas del INDH relacionados:

Municipio y departamento: MEDELLIN , ANTIOQUIA

1. Origen

La experiencia “Modelo de Convivencia Escolar desde la Prevención Integral” surgió en febrero de 2002 como una estrategia de prevención del conflicto armado pues La “Corporación Educación sin Fronteras”, junto con el “Colegio Creadores del Futuro”, decide asumir la labor educativa en tres zonas de la ciudad de Medellín, vulnerable por la violencia urbana y el conflicto armado.

Los iniciadores de esta experiencia eran conscientes de que todos los componentes y situaciones que trae la guerra inciden de manera directa en la forma de pensar, sentir y actuar de los individuos. Por ello, al iniciar el proceso educativo en los establecimientos, se observaba en los estudiantes claras tendencias agresivas, enmarcadas en juegos simbólicos que reflejan los estragos de la guerra: ausencia de figuras significativas o de referencias positivas, patrones conductuales de violencia intrafamiliar, carencias socioafectivas y modelos de comunicación desvirtualizados.

Así mismo, se encontraron estudiantes iniciados en el consumo de sustancias psicoactivas, con reacciones sociales de poder, y, de igual manera, se percibía la falta de tolerancia, la falta de respeto hacia sí mismo y hacia los demás, y lo más importante, un proyecto de vida incierto y una visión de futuro, que no logra dinamizarse por el contexto de vida donde habitan los chicos.

2. Objetivos y acciones

El propósito del proyecto “Modelo de Convivencia Escolar desde la Prevención” es contribuir en la creación de espacios interrelacionados que promuevan estilos de vida saludables y que permitan formas de encuentro que logren potenciar los lugares donde se construye la vida. Al mismo tiempo que se brindan las bases para el aprendizaje en la resolución de conflictos, y se trabaja en una nueva percepción de las relaciones sociales donde la comunicación para el reconocimiento de la diferencia, y el conflicto como potenciador de desarrollo, son los ejes para la convivencia y la construcción de un nuevo individuo comprometido con su crecimiento personal y con el mejoramiento de las condiciones de vida de su propia comunidad.

Partiendo de que se debe trabajar desde la escuela y para la escuela, el proyecto de convivencia escolar propone mejorar la calidad de vida de la comunidad educativa, creando y partiendo de acciones educativas, culturales y sociales que generen espacios de convivencia.

Los ejes centrales de esta propuesta constituyen una articulación circundante con unos objetivos claros que definen unos programas específicos que se trabajarán al interior de cada institución. Estos programas son: el programa de mediación escolar y resolución positiva de los conflictos, el programa de transformación y fortalecimiento de valores para la convivencia y un programa de salud mental desde la prevención integral.

El proyecto de convivencia escolar encierra 4 programas, los cuales se ejecutan de forma alterna, con un cronograma de indicadores de ejecución para cada año. El proyecto incluye 3 fases que se llevan a cabo con toda la comunidad educativa: estudiantes, padres de familia, personal docente y comunidad circundante.

Primera fase
Sensibilización: Esta fase tiene como objetivo sensibilizar a toda la Comunidad Educativa con relación a la convivencia y a la solución asertiva de los conflictos. -

Segunda fase
Desarrollo y Consolidación: Esta fase está orientada a que la Comunidad Educativa incorpore a la vida cotidiana los valores necesarios para una sana convivencia y se pretende, así mismo, que la comunidad trabaje en la construcción y utilización de modelos alternos para la resolución de conflictos.

Tercera fase

Ejecución y Evaluación: En esta fase se pretende lograr el aumento en el índice dialógico y de concertación dentro de los principios y las prácticas en cada uno de los ámbitos de la comunidad. Al mismo tiempo que los estudiantes y demás actores de esta comiencen a manifestar posiciones de respeto, actitudes solidarias y reconocimiento a la diversidad cultural, personal y social.

La metodología que se trabaja en el proyecto propone utilizar estrategias que promuevan una acción activa - participativa y critica, estimulando la reflexión, la construcción individual y grupal de los saberes para posibilitar un cambio de actitudes personales y un mejoramiento de las relaciones comunicativas en el colegio. La metodología es netamente reflexiva y participativa donde se parte de un proceso de sensibilización y concienciación de la realidad, para generar un sentido crítico y de transformación de actitudes, conductas y relaciones.

Las actividades realizadas por el proyecto son:

La propuesta se materializa a través de 4 programas que se ejecutan de manera alterna y encierran los diferentes públicos, cada programa presenta unos objetivos, una estrategia o grupo de estrategias y un conjunto de actividades.

    El Programa de Fortalecimiento de Valores:
  • Valor del mes: Donde se promueve una cadena de valores desde dirección de grupo, espacios reflexivos y actividades lúdicas.
  • Carnaval por la vida: Es una actividad programada desde el calendario escolar, donde se hace un alto en el proceso académico para dar paso a una jornada de promoción de valores y de exaltación de la vida, desde diferentes espacios lúdicos, culturales y reflexivos.
  • Cine foro: A través de un ciclo de películas relacionadas con modelos de convivencia y valores, se pretende acercar a los estudiantes y comunidad a situaciones cotidianas expuestas en el séptimo arte.
  • Jornada de vacunación simbólica: Por medio del lenguaje simbólico se busca la introyección de valores y compromiso individuales de los estudiantes con la práctica de los mismos.
    Programa de mediación escolar:
  • Este programa se desarrolla con un grupo de estudiantes y el personal docente a través de capacitaciones en técnicas en resolución de conflictos y mediación escolar, así mismo, acompañamiento y seguimiento en el ejercicio del rol de mediadores en el contexto escolar.
    Programa de salud mental:
  • Las actividades de salud mental se desarrollan con docentes y padres de familia a través del espacio de participación familiar donde se trabajan diferentes temas y se realizan brigadas de convivencia que buscan convocar y reunir a la comunidad para que se beneficie de los servicios que presentan instituciones con los cuales se gestiona previamente la solicitud de apoyo y que realizan labores de desarrollo social.
    Aventura Creadores del futuro:
  • La actividad se desarrolla en un espacio distinto en el que se desenvuelven los jóvenes en su cotidianidad. Es un proceso de inmersión donde se realizan, durante 5 días, actividades reflexivas por medio de experiencias vivenciales fundamentadas en la metodología de aprender haciendo, con lo cual se pretende que los jóvenes asuman un papel protagónico, reconociéndose como líderes y comprometiéndose con un trabajo serio y entregado por su comunidad.
Entre los principales resultados obtenidos en los 3 años de ejecución se encuentran:
  1. Reconocimiento por parte de los estudiantes sobre la importancia de la convivencia para el desarrollo personal, escolar y social.
  2. Disminución de conductas agresivas en los estudiantes.
  3. 65 estudiantes capacitados en el manejo asertivo de conflictos, ejerciendo el rol de mediadores dentro del aula y generando procesos de convivencia.
  4. 100 docentes sensibilizados con relación al rol de mediadores de conflictos en el ámbito escolar.
  5. Se ha ganado un 70% en manejo asertivo de conflictos.
  6. Hoy se cuenta con una comunidad educativa estable que ha crecido en un 26% y que reconoce el proceso educativo como una alternativa de vida.
  7. Algunas familias más comprometidas y consecuentes en su rol de formadoras.

3. Beneficios y beneficiarios

En este proyecto se beneficia toda la comunidad educativa (estudiantes, educadores, padres de familia, comunidad circundante), a través de las diferentes actividades programadas. Se apunta al crecimiento personal, al desarrollo psicoafectivo, al desarrollo de habilidades sociales y resolución de conflictos .

Así, los beneficios son de tipo experiencial y formativo para el mejoramiento de las condiciones de vida de la comunidad.

4. Fortalezas y amenazas

Entre las dificultades encontradas en el desarrollo de la experiencia, y que al mismo tiempo han sido resueltos están: la poca credibilidad del proyecto en su inicio, el hecho de que el proyecto apunte hacia la transformación cultural y por esto mismo es lento. También se han presentado dificultades para el trabajo con las familias, por las mismas condiciones y dinámicas internas de estas, lo que ha requerido el diseño constante de diferentes estrategias de convocatoria y acercamiento a los núcleos familiares.

Pero como virtudes de la experiencia se encuentran:
  • La posibilidad de construcción de una visión de futuro en medio de la guerra.
  • La escuela está llamada a generar credibilidad y espacios de concertación para la resolución pacífica de los conflictos escolares.
  • La comunidad educativa se encuentra inmersa en la transformación cultural que promueve la experiencia del proyecto Modelo de Convivencia Escolar.
  • El fortalecimiento de valores es indispensable para construir una sana convivencia escolar, desde y para los espacios educativos, que requieren una mayor calidad de vida.
El apoyo económico de esta experiencia ha estado a cargo de la Corporación Educación Sin Fronteras. En relación al apoyo logístico, informativo y formativo se han establecido redes de apoyo con entidades gubernamentales y no gubernamentales relacionadas con el proyecto. Así mismo, se han realizado algunas alianzas temporales con diferentes instituciones y ONG que trabajan en relación a la convivencia y ejecutan programas de desarrollo comunitario. La ayuda ha sido brindada en la modalidad de asesorías de talleres, competencia docente, trabajo con jóvenes y prestación de servicios a nivel de voluntariado. Se ha logrado establecer contactos con aproximadamente treinta instituciones que, de manera voluntaria y gratuita, han querido unirse a los fines establecidos en el proyecto, y con los cuales se realiza un labor de retroalimentación y apoyo mutuo que ha permitido dar a conocer las experiencias y realizar un apoyo en red.

El reconocimiento público se obtuvo al ser catalogado el proyecto como una de las seis experiencias significativas en convivencia y competencias ciudadanas más importantes, desarrollada en el municipio de Medellín.

5. Contacto

Publicada el (d/m/A): 27/05/2005


Esta Buena Práctica ha sido consultada 14113 veces

Ver todas las buenas prácticas | Ver mapa | Volver

 

Búsqueda avanzada de Buenas prácticas:
Palabra(s) relacionada(s):
Tipo de buena práctica:
Departamento:
Municipio:
Razón de surgimiento:
Continua realizándose:

Callejón con Salida
 

Contáctenos
Buenas prácticas para superar el conflicto
Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD)
Crr. 11 No. 82-76 Of. 802
Bogotá-Colombia
Teléfono: 6364750
Fax: 6364750 Ext. 209
Correo-e:

correo electrónico

Desarrollado por Colnodo para el Area de Paz, Desarrollo y Reconciliacion del PNUD Colombia